Preguntas y respuestas sobre la dentición en los primeros años de vida

Los seis años es la edad considerada normal para que los niños empiecen con el recambio dental, es decir, se empiezan a caer los primeros dientes de leche y comienzan a nacer los dientes permanentes. A los seis años erupciona el primer molar permanente o muela de los seis años, se sitúa justo detrás de la última muela de leche. No se completa el recambio hasta los 12-13 años con la erupción del segundo molar permanente o los colmillos superiores en algunos casos.

 

¿ DEBO PREOCUPARME SI CON SIETE AÑOS AÚN NO SE LE HA CAIDO NINGÚN DIENTE?

Cada niño crece y se desarrolla a su ritmo. La erupción de los dientes permanentes está directamente relacionada con la erupción de los dientes de leche. Lo normal es que alrededor de los seis meses comiencen a emergen los incisivos inferiores, pero si tu hijo con nueves meses aún no tenía ningún diente probablemente también vaya un poco más tarde con el recambio. Sin embargo si tu hijo con cuatro meses ya tenía dientes, probablemente con cinco años ya se le empiece a mover alguno.

¿DEBO ESTAR PENDIENTE DE QUÉ DIENTES LE NACEN?

Lo ideal es que al repasar el cepillado de tu hijo también eches un vistazo para ver que todo va bien. La presencia de agujeros, colores negros o marrones, o bultitos en la encía debe ponerte alerta y hacerte pensar en que algo no va bien.

 

A veces, y cada vez se ven más casos, las muelas nacen con defectos de estructura en el esmalte. Estas muelas se presentan con un color amarillento parduzco, también suelen afectar a los incisivos con unas motitas amarillentas, como pequeñas o grandes manchas.

En función del grado de defecto del esmalte de estos dientes los niños pueden presentar sensibilidad dental, en muchos casos severas. Esto es debido a que el esmalte es lo que protege al diente de las agresiones externas. Con un esmalte sano podemos soportar cambios temperatura, comer cosas muy frías o muy calientes sin que sintamos dolor. Sin embargo cuanto más grande sea el defecto de estructura del esmalte menos resistente es el diente. En los casos más severos antes de completar la erupción ya se han comenzado a ¨romper¨

¿ SE PUEDEN CURAR LOS DIENTES CON DEFECTOS DE ESTRUCTURA?

En la mayoría de los casos si se ha hecho un diagnóstico adecuado del defecto de estructura y el odontólogo lo ha visto antes de que se produzca caries con aplicar medidas preventivas, como un cepillado correcto, aplicaciones de flúor y revisiones periódicas  no suelen suponer ningún problema. En los casos más severos se puede cavitar el diente en un periodo de tiempo corto( entre seis y doce meses)

¿QUÉ HÁBITOS PUEDE PROVOCAR UNA MALA POSICIÓN DE LOS DIENTES EN LA ARCADA?

Uso de tetinas y chupetes más allá de los dos  años son los principales responsables de las malas mordidas en dentición de leche. Si estos hábitos se eliminan a tiempo (antes de los tres años) las maloclusiones suelen solucionarse solas. Si persisten el tiempo lo más probable es que se instauren y repercutan en la posición de los dientes permanentes.

A partir de los dos años, se recomienda que los niños abandonen por completo chupetes y tetinas y  que comiencen a usar vasos, dejando a un lado biberones y adoptando un patrón de deglución adulto.

Chuparse el dedo: Es el hábito más perjudicial para un buen desarrollo de la boca y de sus estructuras. En función de la forma en que se lo chupe provocará diferentes tipos de malas mordidas. Es el hábito más difícil de eliminar.